Varios días después del empate ante el Gavà, el presidente del Atlético Baleares, Ingo Volckmann, ha afirmado en una entrevista a Última Hora Radio que el club está buscando alternativas a Son Malferit para disponer de un estadio propio.

El Atlético Baleares utiliza Son Malferit, campo propiedad de la Federación de Fútbol de les Illes Balears (FFIB). La SAD ‘balearica’ ha efectuado una importante inversión en el recinto, construyendo oficinas, un gimnasio y otras dependencias y se muestra “muy agradecido” a los federativos insulares aunque el gran sueño de Ingo Volckmann y su equipo de trabajo es disponer de un estadio propio.

Mientras el viejo Estadio Balear languidece y amenaza ruina, Volckmann no permanece quieto. Ante la falta de acuerdo con la Procampo (la Comunidad de Propietarios del Estadio Balear) para volver y remodelar la instalación, el alemán desveló que ha echado el ojo a un solar “que podría reunir las condiciones idóneas para construir un nuevo estadio”.

“Tenemos que hablar con el Ajuntament de Palma porque no es normal que el Atlético Baleares sea el único equipo de la ciudad que no tiene ninguna ayuda de nadie. En su día, hicimos una oferta a la Procampo para invertir en el Estadio Balear y no la aceptaron. El club, que este año cumple 75 años, necesita un campo con césped natural. He visto unos terrenos, sí, que podrían ser idóneos para la construcción de un nuevo campo, pero la cosa está difícil”, anunció Volckmann.

Ingo Volckmann y Patrick Messow, en Última Hora Radio.
Ingo Volckmann y Patrick Messow, en Última Hora Radio.

Por su parte, el director deportivo, Patrick Messow, admitió que han podido confeccionar “una buena plantilla, con jugadores muy implicados y trabajadores”. “¿Ascender? Siempre es muy difícil”, remarca.

El dirigente alemán, entre otras muchas cosas, habló de “la profesionalización del club en todos los sentidos” y en la próxima incorporación de un nutricionista en el organigrama de la entidad.

“Estoy bastante contento. Ponemos a disposición de los profesionales todos los medios que podemos y me alegra ver buena actitud en todos los departamentos del club. De momento, todo el mundo lo está dando todo y, ante esto, no se puede decir nada en contra”, señaló el empresario alemán, que lleva dos temporadas y media liderando el proyecto blanquiazul.

Volckmann desea que el primer equipo ‘balearico’ ascienda a Segunda A porque invierten “mucho dinero y mucho tiempo en esto”. “Gracias a Dios, mis negocios funcionan y puedo disponer de tiempo para el fútbol pero si no lo conseguimos, tampoco pasa nada”, dice.

El teutón, que no descarta crear la figura de “un presidente mallorquín”, considera que este año, el primer equipo “muestra más carácter que en la temporada pasada”. “Vamos a ir partido a partido, pero, de momento, no me puedo quejar de nada”, asegura.

Comentarios