El Mallorca B es el único equipo que va desde Primera División hasta todos los grupos de tercera que tiene un pleno de victorias en sus partidos como local.

En su lucha por lograr el campeonato contra Ibiza y Poblense, el filial entrenado por Pepe Gálvez, acumula su gran ventaja en sus partidos jugados en la Son Bibiloni. Y es que nadie en las primeras cuatro categorías nacionales ha logrado zanjar todos sus partidos en casa con victoria, sumando ya un total de dieciseis. En su propio grupo, el equipo más cercano es el Poblense con un empate y tres derrotas.

Tan solo cuatro victorias por la mínima, sumados con un 2-1 ante el Ferriolense y tres 1-0 ante Alcudia, Binissalem y las más agónica, ante el Manacor, con un gol de Jaume Pol en el tiempo de descuento. Grandes resultados del filial bermellón, que en casa ha anotado la friolera de 49 goles, encajando solo un tanto, el del comentado Ferriolense, cuando el marcador ya iluminaba un 2-0.

En otros grupos, los equipos que encontramos que se acercan a dichos registros, los encontramos en el grupo riojano. Tanto SD Logroñés como Calahorra solo han cedido un empate en sus estadios, aproximándose mucho a los resultados obtenidos por el Mallorca B. Otros equipos que tampoco suman ninguna derrota en sus partidos como local son el Barcelona en Primera División, el Sporting B en el grupo II de Segunda División B, y en tercera división el Espanyol B en el grupo catalán, el Atlético Levante en el grupo valenciano, el San Fernando en el grupo canario, el Yeclano en el grupo murciano, el San Juan en el grupo navarro, el Ejea en el aragonés y el Villarrobledo en el castellano manchego.

Comentarios