La plantilla del Atlético Baleares ha realizado hoy el penúltimo entrenamiento antes de la jornada 38. Mañana será la última sesión a las 10:00 horas. Manix Mandiola no ha podido contar con Malik, Marcel ni Alles, por diversas molestias. Los otros 18, están perfectamente y a disposición del entrenador vasco.

La novedad de la sesión la ha protagonizado la charla a pie de campo llevada a cabo por el propietario y presidente, Ingo Volckmann, para que la plantilla fuera consciente de la importancia del partido del domingo. Para ello había convocado también a dos ex presidentes del club, Fernando Crespí y Toni Garau y al ex directivo Fernando Miró, además de todos los empleados del club y algunos socios ilustres.

Mandiola ha comparecido hoy como cada viernes en rueda de prensa.

Mandiola: “Noto que en el ambiente hay expectación y por primera vez el domingo sí es una final. Ganar nos puede hacer salvarnos matemáticamente, de ahí la trascendencia, los nervios y la expectación. La fuerza está en el grupo, pero es verdad la importancia del compromiso de jugadores como Xisco, Fullana o Vallori. La experiencia te ayuda a convivir con esta presión, hay gente que mejora su rendimiento y gente que en estas situaciones no. La mayoría deben ser positivos y debe dar la cara. Nos puede bastar solo con centrarnos en lo nuestro. Ya dije que si ganamos los partidos de casa nos salvábamos. Tenemos la suerte de depender de nosotros. El primer tiempo no estaré pendiente de otros marcadores, a medida que transcurra la segunda parte, estaré pendiente porque hoy en día es fácil. En el 90% me preocuparé solo de nuestro partido porque si lo sacamos tendremos pie y medio salvados. El Ebro es un equipo enrachado, el mejor de toda la segunda B en los últimos partidos. Xisco tenía unas molestias en las cervicales pero estará”.

Comentarios