Hace ya unas semanas desde que el mercado de fichajes estival fue inaugurado. El Real Mallorca de Vicente Moreno se ha visto obligado a acudir a él después del ascenso a Segunda División. Toca deshacerse de los jugadores que no interesan, por muy drástico o mal que suene, y toca también recibir a las nuevas caras de este proyecto.

La portería es una de las demarcaciones de campo por las que menos han sufrido los aficionados mallorquinistas en este último año. El gran trabajo de Manolo Reina y el saber estar de Miquel Parera para aprovechar las oportunidades ha sido clave para que el equipo consiguiera los objetivos que se marcó a principio del anterior campaña. Aún así, la dirección deportiva y el cuerpo técnico han considerado que, pese a los buenos resultados obtenidos, la mejor opción era reforzar el parámetro de los guardametas. Y así, llegó a Palma de Mallorca Leandro Montagud.

Leandro Montagud nació en 1989 en Albalat de la Ribera, un pequeño municipio de la Comunidad Valenciana. Cuando era sólo un juvenil ficha por el Elche y acaba llegando al filial ilicitano. Después le tocó vivir un periplo de cesiones que pasaron por Torrellano y por Ponferrada. Tras esta etapa el guardameta dejó Elche y probó suerte en la cantera del Levante. Fue una etapa breve, que al acabar le abrió las puertas al gran club dónde se consolidó como un arquero de garantías: la Cultural Leonesa. La etapa en León lo formó y lo dotó de mucha experiencia en Segunda División B. Tras el ascenso del equipo leonés el pasado año, el Villanovense apostó por él y su temporada ha sido realmente buena: 35 partidos disputados, 28 goles recibidos y una media de más de 3 paradas por partido. Unas cifras de play-off, que pese a no poder disputarlo, le han abierto las puertas de un gran club y recién ascendido como es el Real Mallorca.

La seguridad bajo palos en Son Moix va a estar más disputada que nunca. De momento, Manolo Reina, Miquel Parera y Leandro Montagud se están preparando con el equipo durante la pretemporada, y a la espera de alguna salida, a día de hoy no existe un claro favorito para ser el elegido por Vicente Moreno, pese a que Reina cuente con el punto a favor de la experiencia. Tres porteros de garantías para sólo un puesto. Veremos como acaba pero lo que está claro es que la dirección deportiva ha vuelto a hacer un buen trabajo y ha conseguido que el problema más grande del Mallorca en la portería sea la competencia entre tres grandes arqueros.

Comentarios