La UD Ibiza empieza a quedarse sin margen de maniobra, y la decimoctava posición es, hoy por hoy, es una realidad. La derrota por dos goles a cero de la semana pasada ante el San Fernando mostró nuevamente una pobre imagen del equipo pitiuso. Ante el Marbella, los hombres de Andrés Palop tendrán una nueva oportunidad para desquitarse de sus dos últimas derrotas e intentar achicar agua de la nave ibicenca.

No se puede fallar

Andrés Palop tiene a toda su plantilla disponible, y, si lo considerase oportuno, podría hacer debutar al último fichaje del equipo, Emiliano Armenteros. El fichaje estrella de la temporada, Marco Borriello, aún no ha logrado marcar en los cinco partidos que ha disputado con la elástica de la UD Ibiza.

Fotografía de la UD Ibiza

El jugador Javi García consideró que “el sentimiento que tiene el equipo es de rabia. Los resultados que estamos teniendo no son justos con el juego que estamos haciendo. Queremos darle una alegria a nuestra gente porque se lo merece. El ir no sumando puntos se puede hacer difícil a medida que avanza la competición. Hay que empezar a conseguir los tres puntos de inmediato“.

Sumar una nueva derrota podría encender todas las alarmas en el equipo de Amadeo Salvo, y toda la isla suspira por sumar la segunda victoria de la temporada en casa. Los delanteros del equipo balear siguen con la pólvora mojada, y cuesta un mundo lograr que la pelota entre en la portería contraria. Este mediodía tendrán una nueva oportunidad para romper las estadísticas.

El Marbella se encuentra en la onceava posición de la tabla, pero ni mucho menos está pasando por su mejor momento. Dos empates consecutivos han mermado la buena racha del conjunto de RafaelPadilla“, que han frenado en seco sus aspiraciones de alcanzar la zona de promoción.

Una nueva oportunidad se presenta en Can Mises. La UD Ibiza no puede fallar.

Comentarios