Se avecina un gran partido en Son Moix el próximo sábado entre RCD Mallorca y Deportivo de La Coruña. Los bermellones quieren ganar en el primer partido del año en casa a un gran equipo y dejar atrás el mal encuentro que cuajaron en Almería. En ese sentido, Dani Rodríguez, admite que dicha derrota sirve para aprender y que los andaluces ganaron por errores del Mallorca más que por aciertos de ellos. El jugador gallego también comenta que el papel de Manolo Reina bajo los palos fue sublime: “Es una pena que la actuación de Reina no hubiese servido para llevarnos un punto. Todos conocemos a Manolo, es un gran portero y es una pena que no pudiéramos sacar algo positivo”.

“Es un partido especial para mí, es un equipo que, por entidad, afición y ciudad, tiene que estar arriba”, confiesa Rodríguez, que jugó en las categorías inferiores del Deportivo de La Coruña. El mediocentro bermellón asegura que terminar la primera vuelta con 33 puntos sería muy positivo, pero reconoce que el equipo puede hacerlo mucho mejor: “La Segunda División es complicada, tenemos que seguir siendo fuertes en nuestra casa, que es la clave de este equipo”. El calendario a corto plazo del Mallorca es bastante exigente, pero Dani Rodríguez solo quiere pensar en el partido del sábado.

A nivel personal, el jugador gallego se exige más de sí mismo, sobre todo de cara a gol: “Estoy contento por lo que estoy aportando, pero con la mosca detrás de la oreja por no aportar más goles”. “Es difícil entrar en el once, yo en ese sentido estoy contento pero hay que seguir trabajando. Creo que la base del año pasado era muy buena, se hizo un equipo pensando en un proyecto a largo plazo, que es lo que se busca en este RCD Mallorca”, añade. Por último, Rodríguez espera seguir a las órdenes de Vicente Moreno la temporada que viene: “Se le ve involucrado y es un gusto trabajar con él. Espero que pueda continuar”.

Comentarios