RCD MALLORCA 1 0 REAL OVIEDO
Reina, Pervis Estupiñán, Raíllo, Valjent, Joan Sastre; Salva Sevilla, Baba, Dani Rodríguez (Leo Suáres, min. 66), Lago Junior; Budimir, Álex López (‘Stoichkov’, min 52). Champagne; Viti, Carlos Hernández, Alanis, Bolaño; Folch; Barcenas, Javi Muñoz (Joselu, min. 75), Tejera, Omar (Saúl Berjon, min. 70); Toché (Ibra, min. 70).
Goles: 1-0, Pervis Estupiñán (min. 68).
Asistencia: 8.032 espectadores.

El RCD Mallorca mantiene intactas sus aspiraciones de play-off gracias a la victoria por la mínima (1-0) ante el Real Oviedo en Son Moix. Un solitario gol de Pervis Estupiñán en la segunda parte dio color a un partido seco y aburrido, donde se han visto muy pocas ocasiones -el Oviedo no ha disparado a puerta en todo el partido-. Tras esta victoria, el conjunto bermellón se queda momentáneamente a dos puntos de los puestos de promoción de ascenso.

La primera parte en Son Moix fue, para resumirlo en una sola palabra, aburrida. Y es que no hubo ni un disparo entre los tres parte por parte de ningún equipo. Solo cabe destacar un acercamiento del equipo asturiano, tras el bote de una falta lateral por parte de Sergio Tejera; y, por parte local, un disparo aislado de Àlex López y una jugada entre Budimir y Dani Rodríguez que terminaba con un disparo alto del jugador gallego. Dejando de lado el grueso -por decir algo- de ocasiones contabilizadas, cabe incidir en el juego ordenado de ambos equipos. Ordenado y sin desborde no profundidad. Con posesiones sencillas y sin arriesgar. Obviamente, todo ello ha provocado que el espectador no viera disparos entre los tres palos en la primera parte.

Ya en la segunda mitad el Mallorca dio un paso adelante. Vicente Moreno dio entrada a ‘Stoichkov’ y el ataque bermellón cogió forma. Tras un buen inicio, el conjunto local se fue desinflando con el paso de los minutos. El Oviedo, por su parte, no conseguía implantar su juego y el Mallorca lo aprovechó enlazando un par de jugadas de peligro con Ante Budimir como protagonista. En una de esas acciones, en el bote de un córner, la pizarra de Dani Pendín volvió a funcionar a la perfección: Salva Sevilla bota el córner raso hacia la frontal, zona donde Estupiñán llegaba para disparar y estrenar el marcador. Con el 1-0 en el luminoso, el conjunto asturiano intentó reaccionar, pero no tuvo éxito alguno. Además, el Mallorca gozó de sus mejores momentos en la parcela ofensiva. Llegaban con claridad y Budimir, ‘Stoichkov’ y Leo Suárez tuvieron cerca el segundo gol de la tarde. Al final, ni Oviedo -que no ha disparado a puerta en todo el partido- ni Mallorca consiguieron anotar y los bermellones sumaron una nueva victoria. Tres puntos importantes de cara a mantenerse en la lucha por los puestos de play-off.

Comentarios