El Palma Futsal se impuso con mucha contundencia al Jaén Paraíso Interior por 8-1 para dar un nuevo golpe sobre la mesa y consagrarse en la zona alta de la clasificación con opciones de lograr el factor cancha para la primera eliminatoria del play-off por el título. El equipo dirigido por Antonio Vadillo sacó su versión más brillante para pasar por encima de uno de los rivales directos en todas las competiciones. Es más, el equipo mallorquín encadena cuatro victorias consecutivas ante su afición, asegurándose la quinta posición y manteniéndose muy vivo en la pelea por la tercera y cuarta plaza de liga regular. El partido empezaba con un Palma muy intenso y en el ecuador de la primera mitad se adelantarían con un disparo de falta directa de Catela. El propio Catela pudo su segundo tanto del choque, pero su disparo primero se topó con Espíndola y después con el palo, que rechazó el balón a los pies de Lolo para poner el 2-0. Paradynski, tras resolver un doble penalti a la perfección, ponía un amplio 3-0 justo antes de llegar al descanso.

El Palma Futsal era dueño y señor del partido pero si había alguna posibilidad de que Jaén se metiera en partido la tiraría por tierra en apenas diez segundos. El tiempo que estuvieron en anotar el cuarto tanto, esta vez, con un gol en propia puerta de Bingyoba que desvió al fondo de la red de su propia portería un gran pase de Eloy Rojas que buscaba a Paradynski. Más tarde, Bruno Taffy aprovechaba un gran pase de Catela para evitar a Espíndola y seguir poniendo tierra de por medio. Era el 5-0. El partido ya había quedado sentenciado y el Jaén sacó un poco de orgullo para buscar la portería que defendía Nico Sarmiento. El argentino se mostró más que fiable en las acciones que le tocó intervenir pero nada pudo hacer en el disparo de falta directa de Carlitos cuando se acercaba el ecuador de la segunda mitad. No obstante, Catela maravillaba al Palau con otra acción individual para plantarse ante Espíndola y batirle en el mano a mano para seguir haciendo sangre a sus rivales. Persistía la idea de Dani Rodríguez de atacar con el portero-jugador y eso lo aprovecharon Lolo y Bruno Taffy para firmar el 8-1 final con sendos tantos desde pista defensiva sin portero.

Comentarios