Antonio Raíllo afirma que la plantilla afronta con fuerza e ilusión el último tramo de temporada: “La gente está contenta, ilusionada, sacamos un resultado muy positivo de La Rosaleda, un campo muy complicado, y afrontamos el tramo final con mucha ilusión”.

El central cordobés resalta la importancia de los partidos de Son Moix de cara al compromiso de este domingo en Son Moix contra el Real Sporting de Gijón a las 16:00 horas: “Nos quedan tres partidos en casa y ahí está la clave, si se gana no se tiene que mirar atrás”.

Raíllo también destaca la fuerza que transmite un estadio con muchos aficionados: “El equipo está respondiendo y todo lo hacemos ante 7.000 u 8.000 aficionados, si metemos 15.000 seguro que será un aliciente más para los jugadores. Que el público te anime hace que la última carrera, aunque no puedas más, la pegues”.

Comentarios