“La vida no suele dar segunda oportunidades, pero nosotros nos hemos ganado poder disponer de otra”. Manix Mandiola lo tenía claro al término del partido del pasado domingo, donde el conjunto blanquiazul empataba 1-1 ante el Racing de Santander en Son Malferit y daba a los cántabros el ascenso a Segunda División. El técnico vasco, en su línea, no se vino del todo abajo y ya instauró un nuevo lema para las próximas dos semanas. Y es que Mandiola sabe que se ha perdido una oportunidad, sí, pero aún pueden conseguir ascender. Para ello, deberán jugar una primera eliminatoria ante la UD Melilla.  

Con poco tiempo para recomponerse, los balearicos deben levantarse cuanto antes y seguir luchando. Ser campeón de tu grupo te da una segunda oportunidad para seguir soñando con ascender a Segunda. No fue por la vía rápida, pero sigue habiendo opciones. El primer escalón será la UD Melilla. Ida en su campo, vuelta en Son Malferit. Si consiguen pasar la eliminatoria, solo quedaría una más para ascender.

Los africanos terminaron terceros en el Grupo IV con 72 puntos, perdiendo sus dos últimos partidos en la fase regular pero plantando cara a todo un Recreativo de Huelva en ambos encuentros de liga -no perdió ninguno de ellos-. Será un rival muy complicado y tendrá el aliciente positivo de llegar tras eliminar al Villarreal B con un global de 4-1. El factor mental será clave para el éxito blanquiazul que tras caer ante el Racing deberá resarcirse.

Comentarios