La primera toma de contacto ya está hecha. El RCD Mallorca, a falta de menos de un mes para que empiece La Liga, ha terminado la primera parte de su pretemporada. Unos tres partidos que dejan una sensación de incertidumbre. El bloque es prácticamente el mismo que el que consiguió ascender, y eso transmite connotaciones dispersas. Además la faceta física es uno de los puntos donde el cuerpo técnico ha hecho más hincapié durante estas dos primeras semanas de entrenamientos, algo que se vio claramente en el último partido, donde los bermellones acusaron la fatiga física. Por otro lado, llevando el tema a lo no puramente deportivo, el Mallorca debe fichar. La necesidad es más que palpable y urgen, como mínimo, cinco caras nuevas en la plantilla. No obstante, este martes el equipo ya viaja a Marbella para disputar tres pruebas de fuego ante equipos que ya no son de la Tercera División Balear.

Los bermellones han ganado dos partidos y empatado otro. Felanitx (4-0) y Platges de Calvià (3-0). Esas han sido las dos contundentes victorias que ha cosechado el Mallorca. En ambos encuentros Lago Junior, Salva Sevilla o Raíllo fueron los líderes en el terreno de juego. Se vio, también, a un notable Chavarría y a un Febas que poco a poco se va adaptando a lo que Moreno quiere. Mucho canterano y, seguramente, algún descarte. Eso se vio en la segunda parte ante el Poblense (1-1). Los Moyita, Enzo y Antonio Sánchez no pudieron hacer gala de su fútbol para convencer al míster y, no solo eso, sino que encajaron el primer gol de la pretemporada que dejaba el encuentro en tablas.

Málaga, Valladolid y Getafe, próximos rivales. La parte interesante de la pretemporada ya está aquí. Rivales de entidad de Segunda y Primera División nos permitirán ver cuál es el verdadero nivel del Mallorca. El 10 de agosto, antes de empezar la temporada, se jugará Ciutat de Palma ante el Levante.

Comentarios