Si ayer fue el turno de Xavi Ginard, hoy el Atlético Baleares ha presentado a Pedro Orfila. Un acto donde ha estado Manix Mandiola para hacer un balance de la pretemporada y de cómo ve su actual plantilla. El míster vasco reconoce que la temporada pasada tenía un buen grupo, con grandes jugadores, pero su filosofía y la forma de ver la vida sigue intacta. Mandiola asegura que lo que tiene ahora mismo también es de gran nivel, aunque hace falta ensamblarlos un poco para que rindan por encima de lo esperado: “Da igual que cambiemos de grupo y de jugadores, el fútbol es antiguo y el nivel será parecido en el Grupo I”.

Mandiola reconoce que para esta temporada la exigencia de estar arriba no existirá, pero “sí será un reto”. También ha valorado la pretemporada que el equipo blanquiazul ha hecho en tierras murcianas y le quita peso al hecho de haber cosechado malos resultados: “Los resultados de pretemporada no me valen para nada, hemos jugado con juveniles. Mejor que te ganen ahora y aprender de las derrotas”. Jugar en el Estadi será complicado, dice, y asegura que Son Malferit tenía un hándicap a favor de ellos que “te daba algunos puntos porque para el rival era un campo complejo”. Por último, afirma que falta un punta para la plantilla: “No queremos traer un delantero cualquiera, queremos uno que mejore la plantilla y mantenga como mínimo el nivel”.

Por último, Pedro Ortiz ha hablado por primera vez como nuevo jugador del Atlético Baleares. Ha explicado que ya conocía a San Emeterio de una anterior etapa en el Racing de Santander y asegura que llega a la isla para conseguir el objetivo de ascender a Segunda División: “Vengo a aportar trabajo y esfuerzo en lo que pueda ayudar al equipo. Toda mi carrera me piden mi posición, me considero un defensa que puede cubrir cualquier posición y a disposición del míster”.

Comentarios