La semana en el RCD Mallorca está siendo muy movidita, y Luis García Plaza era consciente de ello. El técnico bermellón sabía a la perfección cuál sería la primera pregunta en la rueda de prensa previa al partido ante Las Palmas: la situación de Miquel Parera tras su acto de rebeldía a través de su cuenta de Twitter. Tiene oferta de otro equipo y quiere salir”, empieza García Plaza. “Le hemos dicho que ojalá le podamos ayudar. La situación viene de la temporada pasada, cuando le hicieron tercer portero. Tendría que haber salido cedido”, indica el técnico madrileño. Lo que García Plaza tiene claro es que antes de solucionar su salida, el club debe tener preparado un recambio de garantías: “Para que salga tiene que venir un sustituto que me guste y que no cueste mucho”.

El contexto de Parera lo compara también con los jugadores que terminan contrato. A todos ellos, el mensaje es claro: “Los que terminan contrato tienen que darlo todo por el Mallorca”. También ha aprovechado para dejar claro que en este mercado de invierno el equipo está abierto a mejorar, pero siempre siendo conscientes de lo que “podemos gastar y el presupuesto que tenemos”. Aún así, y pese a los últimos resultados del equipo, la afición bermellona debe seguir apoyando a los jugadores: “Les tenemos que dar un voto de confianza. Si me dicen al principio de temporada que estaríamos como ahora… Estos jugadores se merecen todo el apoyo”.

Entrando en materia, García Plaza ha reconocido que Las Palmas es un gran equipo: “Las Palmas es un equipo que juega muy bien. Según su entrenador son irregulares. Tienen desparpajo, pero a veces se desenchufan”. Para dicho encuentro, García Plaza recupera a bastantes efectivos: “Dani Rodríguez no puede jugar todo el partido, si va de inicio jugará sólo 60 minutos. No queremos correr riesgos. Valjent y Raíllo vuelven y tienen posibilidades de partir de inicio. Oliván está disponible”. 

Comentarios