Este domingo puede ser día grande en Son Moix. La posibilidad de ascender directamente a Primera División está ahí y solo depende de dos resultados. Aún así, Luis García Plaza mantiene un discurso de mucha cautela y cree que el equipo no ascenderá mañana: “Mi sensación es que mañana no vamos a ascender; lo que si ganamos el ascenso estará muy cerca”. Para que eso ocurra el Almería debería perder este sábado ante el Albacete y que el Mallorca hiciera lo contrario ante el Alcorcón. “Ojalá me equivoque, de todo corazón. Eso sí, si ganamos lo tenemos casi hecho. Es el partido clave para decir que estás tocando el ascenso con la punta de los dedos”, añade el técnico madrileño.

Luis García Plaza conocerá de primera mano a la afición bermellona. Esta mañana se han sorteado las 4086 entradas entre los socios y el míster está muy emocionado de que eso vaya a, por fin, suceder: “Es muy bonito que vuelva el público. Pienso que no es justo, pero es lo que pasa en este país. Hay Comunidades que sí, otras que no. Yo estoy muy feliz de poder conocerles y de escucharles. Tengo unas ganas tremendas. Será algo muy especial para mí”.

Para que ese reencuentro sea idílico, el Mallorca tendrá en frente a un Alcorcón que se juega la vida. García Plaza asume que será un partido tremendamente complejo: “Llegan con una racha buena, han mejorado en muchas cosas. Va a ser muy difícil ganarles porque están en un buen momento”. “Tienen a Nwakali a balón parado, arriba a Xisco Jiménez. Debemos hacer el fútbol que nos ha caracterizado durante toda la temporada, no quiero cambiar y los jugadores van a salir a tope”, apunta el madrileño. Un García Plaza que también explica que ahora, en este tipo de momentos, en este tipo de partidos, es cuando los jugadores importantes deben coger las riendas de la situación: “Es el momento de los jugadores importantes del equipo. Es el momento de los Dani, Abdón, Salva, Reina, etc. Y les mando un mensaje a los menos habituales, que piensen en la figura de Abdón en el último ascenso. Ahí no tenía protagonismo en el once, pero salió, marcó y ahora todo el mundo lo recuerda. Tienen que estar todos muy enchufados”.

Por último, y preguntado por un hipotético no ascenso directo, García Plaza deja claro que nunca hablaría de fracaso: “Sería una decepción, pero no un fracaso. No permitiré que alguien hable de fracaso por todo lo que está haciendo este equipo”. “Estamos en una situación en la que tenemos que ascender directamente, pero el fútbol es muy raro. Tal vez entramos en play-off, nos llevamos una gran decepción y ascendemos”, concluye.

 

Comentarios