El Real Mallorca visita este próximo domingo el estadio de San Mamés para medirse al Athletic Club de Marcelino García Toral. El choque entre baleares y bilbaínos será el correspondiente a la cuarta jornada de competición liguera y enfrentará a dos de los equipos que todavía no conocen la derrota tras tres partidos disputados. El andaluz Jorge Figueroa Vázquez será el encargado de arbitrar la contienda.

Existen los buenos comienzos, y luego está lo de este Mallorca: los pupilos de Luis García Plaza cuentan ya con siete unidades en su casillero tras medir fuerzas ante Betis, Alavés y Espanyol. A este excelente balance se le añade otro dato que invita al optimismo: los bermellones sólo han encajado un tanto en las tres partidas previamente mencionadas, habiendo dejado la portería a cero en los últimos 210 minutos de fútbol.

La única mala noticia de la semana para los de la isla es que la enfermería no hace más que sumar efectivos. A las bajas por lesión de Antonio Raíllo, Joan Sastre, Antonio Sánchez y Ángel hay que sumarle la de Franco Russo, que arrastra unos problemas musculares que dejan a la zaga defensiva bajo mínimos. La lógica invita a pensar que Aleksandar Sedlar será la pareja de baile de un Martin Valjent que se mantiene como la gran esperanza defensiva de los rojillos. Por otra parte, habrá que ver si tras aterrizar en el proyecto mediterráneo Kang-in Lee y Matthew Hoppe cuentan con su primera oportunidad desde el banquillo o directamente en un once que podrían conformar Reina, Maffeo, Valjent, Sedlar, Oliván, Baba, Sevilla, De Galarreta, Dani Rodríguez, Kubo y Fer Niño.

Un Athletic que viene de asaltar Balaídos en su último desplazamiento será el primer reto mayúsculo de la temporada para esta nueva Ensaimada Mecánica. Los de Marcelino han empezado el año futbolístico con buenas sensaciones tras haber cosechado dos empates y un triunfo. Los rojiblancos buscarán conseguir ante su gente una racha de dos victorias consecutivas en liga que se les resiste desde hace más de una temporada (45 partidos). Los norteños cuentan también con bajas de mucho peso, entre las que destacan las de Yeray Álvarez, Yuri Berchiche y Oihan Sancet, que será duda hasta ultimísima hora. Sin margen para sorpresas en el plano técnico-táctico, al Mallorca le espera un durísimo encuentro en el que tendrá que sobrevivir a la altísima presión que ejercen los vascos desde el primer minuto, con un inconfundible y reconocible 4-4-2 en el que el técnico asturiano cuadrará sus cromos. El orden defensivo, el buen hacer a balón parado y la endiablada velocidad de Iñaki Williams serán otros de los factores que Luis García y compañía deberán tener en cuenta:

Athletic Club - Football tactics and formations

Una nueva semana con un gigantesco escollo a superar. Una nueva jornada para seguir invictos y para seguir acoplando a todas las piezas para seguir dando pasos en la dirección adecuada en una temporada en la que se respira ilusión desde el primer entrenamiento. San Mamés, la catedral del fútbol español y un lugar para creer que todo se puede conseguir.