Mallorca y Getafe se enfrentaban con dinámicas muy distintas bajo la lluvia y el frío de Son Moix en un partido que terminaría igual que comenzó (0-0). LGP sorprendía con la titularidad de Jordi Mboula y de Jaume Costa para buscar unos tres puntos que se resistían desde el 3 de octubre cuando se venció al Levante. Quique Sánchez Flores formó con defensa de cinco y dio continuidad al once que goleó al Cádiz en el Coliseum.

Tardó poquito el Mallorca en levantar a la grada con una buena jugada de Dani, Ángel y Kangin por banda izquierda que el primero de estos mandaría cerquita de la portería defendida por David Soria. Parecía que el Mallorca empezaba con más colmillo el encuentro con un Kangin muy activo (como siempre). Poco a poco el partido se fue equilibrando y se convirtió en una sucesión de errores de ambos equipos, sobre todo en la sala de máquinas. El Mallorca lo intentaba con balones largos para Ángel, que estando solo y contra tres centrales poco pudo hacer para bajarlos. A partir del 30’ el Getafe dio un paso adelante y a través de sus carrileros intentó crear peligro con centros laterales que aunque en alguna ocasión remataron los delanteros azulones no fueron excesivamente peligrosos para Manolo Reina. Al descanso un 0-0 muy descafeinado.

La lluvia desapareció durante el descanso y los veintidós que empezaron el encuentro lo reanudaron en el 45 con la idea, al menos en el caso de los bermellones. El Getafe dio por bueno el empate al descanso y se dedicó a frenar el juego durante la segunda mitad, reflejado se vio al final del encuentro, siete faltas ha hecho el Mallorca, veinte el Getafe, aún así, la cuenta de amarillas en contra de los de casa. Desde la reanudación se vio a un Mallorca más incisivo que esta vez sí lograba en ocasiones salir con el balón jugado, pero que seguía sin generar un atisbo de peligro. A falta de ocasiones Son Moix celebró la salida a calentar y la consiguiente entrada al verde de Take Kubo, el nipón reaparecía tras dos meses de lesión en un momento en el que el equipo le necesita. Dani Rodríguez y Kangin se atrevían siempre, pero con poca fortuna. Abdón entró también al terreno de juego para sustituir a Ángel. Hasta el 87’ tuvo que esperar el público para ver una ocasión clara, Abdón, que fue más incisivo en 15 minutos que Ángel en 75, remataba casi desde el suelo tras un centro desde la derecha, el balón salió por muy poquito por la izquierda de la portería azulona.

Al final, tablas en un partido más que aburrido que no hace sino acentuar la necesidad de puntos que tiene el Mallorca con un calendario bastante complicado en el horizonte