El Atlético Baleares no tiene en mente jugar en Son Moix, a pesar de la idea que maneja el Ajuntament de Palma de que el Mallorca comparta el estadio con el club blanquiazul. Miembros del Baleares se han reunido este jueves con el Ajuntament de Palma para explicar su proyecto deportivo y de instalaciones, entre las que destaca la reforma del Estadi Balear.

Tanto el club como la Procampo han expuesto al alcalde y concejales de área, que jugar en Son Moix “no es el proyecto balearico” y que esto no resolvería en absoluto el problema del Estadio Balear. “El proyecto pasa necesariamente por recuperar el Estadi Balear, nuestra casa y recuperar aquella zona de Palma”.

El Baleares ha presentado lo que considera “un proyecto sostenible y humilde, esté el club en la categoría que esté”. El proyecto de reforma del Estadio Balear tiene un presupuesto aproximado de 3 millones de euros. Cort se ha comprometido a hacer un estudio técnico exhaustivo y responder lo antes posible sobre si colaborará económicamente en esta obra. La reunión ha estado en un entorno de máxima cordialidad y cooperación.

La reunión ha tenido jugar este jueves a las 11:00 horas en Cort entre el club, representado por el presidente y propietario, Ingo Volckmann; el consejero delegado, Xavier König; y el abogado Antonio Diéguez; a la que también ha asistido la Junta de Propietarios del Estadio Balear, representada por el presidente de la Procampo, Virgilio Izquierdo y Antoni Vidal. Por parte del Ayuntamiento de Palma han asistido al encuentro su alcalde, José Hila, así como los concejales Antoni Noguera, Susanna Moll y Antònia Martín.

 

 

Comentarios