Con LaLiga en manos del Barcelona, la atención continúa centrada en la última plaza de acceso a la Champions y en conocer qué equipos descienden de categoría. Huesca y Rayo, si pierden, pueden ser los primeros en volver al infierno.

Descenso y Champions se disputan en distintos frentes esta antepenúltima jornada de la competición casera. El partidazo es, sin duda alguna, el que disputarán el sábado Levante y Rayo Vallecano. Vital para ambos por muchas razones. Vamos a analizarlas todas. Si el triunfo se queda en casa el Levante daría un golpe sobre la mesa, se alejaría un poquito más de la zona negativa y enviaría, casi con toda seguridad, al Rayo Vallecano a la Liga 123. Es decir, conseguiría un tres en uno más que notable. Si ambos firman tablas, todo quedaría prácticamente igual, con los vallecanos rozando lo inevitable y los levantinos esperando los pinchazos de algunos rivales como Valladolid, Girona o Celta. Pero si a los hombres de Paco Jémez les da por saltarse todos los pronósticos y consiguen llevarse los tres puntos el lío entra en otra dimensión y mete en problemas a varios conjuntos. Todas las opciones son posibles, aunque el factor campo debería ser más que importante en este choque. No obstante, es posible que se vea muy poco fútbol pero sí muchos nervios y tensión. Y no digamos si entra el VAR en funcionamiento. Ahí ya puede suceder cualquier cosa. En definitiva, alta tensión en el Ciudad de Valencia.

Pendientes del choque estarán el Huesca y el Valladolid entre otros. Los oscenses recibirán a un Valencia cansado porque el jueves recibirá al Arsenal, en la vuelta de la Europa League, y que no puede permitirse el lujo de ‘tirar’ el partido porque se juega la posibilidad de buscar la Champions. Será la última posibilidad para los oscenses porque una derrota, incluso el empate, le devolverían a la segunda categoría futbolística española. Partido trascendental, por tanto, para ambos. También el Getafe-Girona tiene mucha ‘miga’. .Los azulones necesitan sumar tres puntos después de su derrota -injusta- en Anoeta si quieren seguir ocupando la cuarta plaza. Pero el conjunto catalán se juega uno de los últimos cartuchos para escapar de la quema. El Girona juega mejor a domicilio que en su estadio, pero en el fútbol todo es pasajero y puede cambiar según hacia donde corra el viento. Favorito el Getafe, pero cuidado con el Girona. Otro partido de alto riesgo -con equipos de arriba y abajo- es el Valladolid-Athletic. Normalmente el Nuevo Zorrilla es un estadio asequible para los bilbaínos, pero en esta ocasión la necesidad aprieta, sobre todo a los locales, y tampoco existe un claro vencedor. Al cuadro de Sergio le cuesta un mundo cerrar los partidos y mantener ventajas mínimas, precisamente algo en lo que es verdadero maestro el equipo vasco, sobre todo si se pone por delante. También hay que pensar en el papel que juegan los nervios cuando hay tanto en juego. Igualdad y quizá una equis en la quiniela que no sacaría a ninguno de pobre.

Quien lo tiene más fácil, a pesar de todo, es el Celta. Recibe a un Barcelona campeón que irá a Vigo de turismo y con muchas rotaciones y ausencias. A los culés sólo les importa el partido del martes en Anfield frente al Liverpool y no expondrán a sus hombres clave, que tendrán descanso. Entre la necesidad y el descanso vencerá, seguro, el riesgo y la vitalidad del Celta, que podría recuperar a Iago Aspas.

Por lo demás, poco interesante que contar. Zidane continuará con su cásting mientras espera como loco que la temporada concluya. Ya sólo le quedan tres asaltos. El domingo recibirá a un Villarreal casi salvado pero que aún tendrá que remar para hacerlo efectivo. Veremos qué Madrid aparece, si el del juego bonito o el tedioso y pésimo de los últimos encuentros. Además, el Sevilla recibirá el viernes al Leganés, que lo tiene todo hecho, y deberá sumar tres puntos para continuar su pelea con el Getafe. Ya el sábado será el turno para el Atlético, que visita al Espanyol con la segunda plaza prácticamente atada mientras que los ‘periquitos’ no se juegan nada.

Para concluir, derbi vasco en Mendizorroza entre Alavés y Real Sociedad. No hay nada en juego más que el prestigio. Y el domingo, a la hora del vermut -como parece que le gusta a Javier Tebas- un Éibar-Betis atractivo pero sin tensión alguna. LaLiga llega a su parte final y ya veremos si el lunes tenemos algún conjunto ya descendido.

Horarios y Televisiones:

  • Viernes,   21.00:  Sevilla-Leganés  (Gol)
  • Sábado,   13.00:  Levante-Rayo Vallecano  (beIN) 
  • Sábado,   16.15:  Espanyol-Atlético  (beIN)
  • Sábado,   18.30:  Alavés-Real Sociedad  (beIN)
  • Sábado,   20.45:  Celta-Barcelona  (Movistar Partidazo)
  • Domingo, 12.00:  Getafe-Girona (beIN) 
  • Domingo, 14.00:  Éibar-Betis (beIN) 
  • Domingo, 16.15:  Real Madrid-Villarreal (beIN)
  • Domingo, 18.30:  Valladolid-Athletic (beIN)
  • Domingo, 20.45:  Huesca-Valencia  (beIN)

Comentarios